Tenés consultas? Contactanos

[54.11] 6379.6552

Skynet es posible?

diciembre 21, 2013 by Tecnología No Comments

Para los aficionados a las películas de ciencia ficción, Skynet y el Día del Juicio Final tienen una connotación inequívoca: En Terminator 2 (1991) tanto James Cameron como los guionistas de sus dos secuelas, plantean que un sistema se hace con el control progresivo de todas las redes con la sana intención de eliminar los errores humanos en la conducción de los mecanismos de defensa de Estados Unidos, hasta que finalmente adquiere conciencia de sí mismo, y decide deshacerse de la raza humana en el día conocido como del Juicio Final.

¿Terminator es posible?

¿Terminator es posible?

Supongamos, por un momento, que quisiéramos buscar un equivalente en la vida real. Pensaríamos en una empresa multinacional, dedicada a las áreas de hardware o software, y con alcance a los niveles más altos de equipamiento. Digamos por ejemplo… IBM.

Hace tiempo que IBM viene desarrollando un concepto llamado Computación Cognitiva en un proyecto de nombre Watson. Se trata de un grupo de servidores del tamaño aproximado de un dormitorio de tres por tres metros, que son capaces de interpretar las preguntas formuladas en lenguaje natural, e incorporar los conocimientos a su propio banco de datos. Según la publicación norteamericana Ciencia Popular «…Watson no aprende como una máquina, acopiando y devolviendo datos según reglas e interfases definidas rígidamente. No se requiere, por ejemplo, llenar cuestionarios para luego encontrar las respuestas dentro de resultados de búsquedas. Se le puede hablar -en voz alta o bien a través de texto- mientras hace conexiones lógicas, arribando a conclusiones…«. En síntesis, una máquina que razona. Y aprende.

Hasta ahí, nada para preocuparse. Ni siquiera por el hecho de que Watson haya ganado el concurso Jeopardy! de la televisión norteamericana -preguntas de trivia sobre numerosos temas- en su edición 2011, donde venció a dos campeones anteriores.

Pues bien, ‘ese’ Watson ha sido desactivado. Pero tiene descendientes. IBM ha abierto el proyecto a desarrolladores, proveyendo acceso a otros programas para que se conecten con él y utilicen sus facultadas -mecanismo conocido como API- con lo cual Watson existe como múltiples instancias que pueden ser parte de otros programas existentes. Para quienes estén dispuestos a pagar el acceso, la capacidad y velocidad de análisis sirven para mejorar los servicios al cliente, luchar contra el cáncer o analizar las motivaciones humanas en sesiones de coach. Según IBM, Watson es un ecosistema funcionado en la nube -cloud computing-, potenciando una nueva generación de aplicaciones y emprendimientos.

¿Y ahora? ¿Suena preocupante? Tal vez sí, si consideramos que, para operar, las aplicaciones deben conectarse a un ‘power server’ central de IBM, ahora «..no más grande que tres cajas de pizza..» Sí: todos esas áreas del conocimiento sobre los humanos, reuniéndose en un solo lugar. Para que no queden dudas, John Gordon -Vicepresidente de IBM Watson- afirma que «..cuanto más interactúen los humanos con Watson, más inteligentes y localizadas se volverán sus interacciones, y mejores serán sus funciones cognitivas..

No hay duda de que ayudar a los científicos a encontrar soluciones dentro de la montaña de trabajos científicos que se publican sobre avances contra el cáncer es algo positivo. Son muy buenas intenciones, como las que originalmente tenía Skynet.

Claro que eso era sólo una ficción… ¿No?

Los comentarios están cerrados.